lunes, 6 de junio de 2011

¿qué hacemos cuando instalamos un programa?

En la mayoría de los casos, instalar un programa consiste en seguir un asistente que nos va indicando los pasos para que el programa funcione perfectamente.
El modo de iniciar la instalación puede variar, por ejemplo cuando descargamos un programa de internet, el navegador nos pregunta si queremos guardarlo o instalarlo, iniciando así la instalación. En otros casos, por ejemplo un juego que tenemos en un CD, al introducirlo en el lector, se ejecuta el asistente para guiarte. En general siempre tendremos un programa de instalación que va ser el que tendremos que ejecutar (doble clic) para que se cargue correctamente.
La instalación del programa implica que a partir del paquete de instalación (el programa instalador que ejecutamos) se van a copiar archivos a la carpeta Archivos de programa otros van a la carpeta Windows, se añaden accesos directos en el escritorio y en el menú de inicio y además se modifica el registro de Windows con la nueva información.
Para instalar el programa en otro ordenador, no vale con copiar la carpeta generada en Archivos de Programa, es necesario ejecutar el instalador en el nuevo ordenador.
Puntos de restauración
Antes de instalar programas que afectan directamente al funcionamiento de Windows, como por ejemplo los antivirus, es recomendable generar un punto de restauración. Los puntos de restauración almacenan el estado de Windows (programas instalados, configuración del entorno, registro de Windows) en el momento que se generan y sirven para poder volver a ese momento si tenemos cualquier problema en el ordenador.
Para generar un punto de restauración tenemos que ir a Panel de control\Sistema y seguridad\Sistema seleccionar del panel de tareas Protección del Sistema.
En la ventana que se abre de propiedades del sistema tenemos todo lo relacionado con los puntos de restauración incluyendo el botón Crear
Desde esta misma ventana, pulsando el botón Restaurar sistema, podemos volver Windows a un estado anterior en base a los puntos de restauración creados
Sólo afecta a los programas, nuestros datos (fotos, documentos) no desaparecen.
Desinstalación
Desde el momento que el proceso de instalación lo que hace es copiar los archivos por varias carpetas de windows y además modificar el registro de windows, el proceso de desinstalación es algo más complicado que eliminar la carpeta de Archivos de programa.
La desinstalación de un programa pasa por deshacer el trabajo realizado en el proceso de instalación. Como deshacer este trabajo de forma manual es prácticamente imposible, existe una herramienta que realiza el trabajo: Programas y Características de Panel de Control.
Esta utilidad integrada en el panel de control de Windows 7, muestra todos los programas instalados en nuestro ordenador. Seleccionando el programa vamos a poder hacer las siguientes acciones 
  •  Desinstalar: Quitar el programa de nuestro ordenador
  •  Cambiar: En algunos casos podemos quitar o agregar partes del programa. Sólo disponible en programas grandes, como por ejemplo Office.
  •  Reparar: Algunos programas tiene la posibilidad de volver a la instalación inicial